El ángel del atardecer

Por: Belén Acosta Rascón
fcq
Ingeniero Químico
Publicado: 2014-04-03 10:00:00

La noche, decorada fría aunque nostálgicamente con un claro de luna desciende hasta acariciar mi rostro, lo acompaña una fresca pero amarga brisa nocturna, amarga, por cuanto estoy contemplando la gama de matices que a mis ojos perplejan y me doy cuenta de la estulta realidad: Mi soledad; no le temo a la soledad, puesto que ella es el precio de mi libertad, ella me inspira e impulsa a escribir estas malhechas y torpes líneas, ella me ayuda a saber quien soy; porque  incluso rodeada de gente, la soledad te persigue… Cual sombra acosante.


Más no hablaré de ella, sino de su atroz rival, sustantivo usado como verbo, en el que acción, pasión y sentimiento actúan...AMOR.


Aun no le he encontrado y creo saber la razón, para muchos el amor es mariposas en el estómago, risas al pormayor, dulces detalles recibidos e incluso hablar de esa persona el mayor tiempo posible.  Más para mí el amor es un ángel, el ángel del atardecer; sumamente hermoso, aunque tan corto como su mismísimo nombre, porque al vivir tengo que soportar tanto silencio y al amar encadenarme a él, a ese ser causa de mi desgracia, en el que su ausencia y su presencia será motivo de mi pesar, poseer una inmensa alegría cubierta de tristeza, frotada con sufrimiento, bañada con el amargo sabor del dolor, un dolor electrizante, tal cual te hace sentir más vivo y te hace sentir muriendo, saber que en días anteriores al amor era menor la desgracia y el pesar.


Contemplar esos negros ojos motivo de  mi perdición acorralada por la densa obscuridad, encadenada a esos tristes labios, causa de mi aflicción, tocar esa piel tan pálida como mi melancolía.


Anhelo más la venida del ángel de la muerte que la de este ángel ya descrito,  porque la muerte es real, tangible, impactante... y el amor tal vez solo sea la alucinación en el desierto, corres a ella tal cual se tratase de un oasis solo atrapándote cada vez más en tu desdicha, tal vez el amor solo sea la invención del hombre para sufrir aún más. Siendo real o no, al terminar; despertarás de ese sueño, o pesadilla.


Y agradecida estoy porque ese amargo y cruel ángel no está incrustado en mi destino.





Compártelo:Compártelo en FacebookCompártelo en Twitter

Autores por orden alfabético
A B C CH D E F G H I
J K L LL M N O P Q R
S T U V W X Y Z
Autores por Unidad Académica
 

Acerca de Exprésate | Bases para envío de aportaciones | Contacto

Universidad Autónoma de Chihuahua

Dirección de Extensión y Difusión - Coord. Gral. de Tecnologías de Información